Cómo dejar los quemadores de gas relucientes en sólo 1 minuto

Paso 1: Limpiar los quemadores y cabezales de gas

Si tiene una perilla con una llama piloto, primero debes apagar la válvula de gas. Los quemadores de gas tienen una tapa de cerámica extraíble que extiende las llamas.

Debajo de las tapas está el cabezal de gas, encima del tubo de gas. Retira las tapas y los cabezales del quemador levantándolas suavemente en posición vertical. Esto evitará daños que puedas lamentar más adelante.

Deberás remojar los cabezales y los quemadores durante 30 minutos en un plato hondo con bicarbonato de sodio y agua tibia. A continuación, restriega los cabezales del quemador y tapas con una esponja no abrasiva. Para las zonas de difícil acceso, usa un cepillo de dientes viejo con una mezcla de jabón y agua tibia.

Si las aberturas del puerto están obstruidas, utiliza un clip de papel para desatascarlas. Dobla el clip de papel a una varilla recta y empuja a través de los pasajes estrechos. La suciedad saldrá por el otro lado.

Ten cuidado de no dañar el metal y deja que se seque al revés. No querrás ningún tipo de espuma en las tuberías.

¿Tienes estufa eléctrica? ¡Entonces utiliza el consejo de la página siguiente!

1604498118_c5189cdf10aeecfad7d8d9e0d3f8d4ecbc732cc6.jpg
Fuente: Pinterest

¡Lee más en la siguiente página!